Elena Garro

Escritora, periodista y artista en diversas disciplinas

¿A Sócrates? Sólo tuve una entrevista con él el dos de agosto frente al cine Chapultepec y le aconsejé que abandonara el movimiento porque estaban siendo utilizados en una lucha política en la que les iba la vida. Inclusive me ofrecí a obtener su amnistía.

Todo es una trastada política y quieren buscar un chivo expiatorio.

Lo que afirma Sócrates es una mentira. Asegura que tanto yo como el licenciado Madrazo somos parte de la conjura. Sí me entrevisté con integrantes del CNH, y cuando escuché sus puntos de vista, irracionales y utópicos, rechacé toda participación.

Pido un careo con Sócrates para aclararle a ese pobre chico las mentiras en que ha incurrido.

No son los estudiantes los verdaderos culpables de la agitación en contra del gobierno. Yo culpo a los intelectuales de la CU de ser los verdaderos responsables de cuanto ha ocurrido. Esos intelectuales de extrema izquierda, que lanzaron a los estudiantes a una loca aventura, que ha costado vidas y provocado dolor en muchos hogares mexicanos.

Entre estos intelectuales figuran: Luis Villoro, José Luis Ceceña, Jesús Silva Herzog, Ricardo Guerra, Rosario Castellanos, Roberto Páramo, Víctor Flores Olea, Francisco López Cámara, Leopoldo Zea, José Escudero, Eduardo Lizalde, Jaime Shelley, Sergio Mondragón, José Luis Cuevas, Leonora Carrington, Carlos Monsiváis, y otros.

Son unos cobardes.