12 de octubre

Después de recibir la noticia, por parte de Gastón García Cantú, sobre los hechos ocurridos en Tlatelolco, busqué comunicación telefónica con el presidente Gustavo Díaz Ordaz. Me dijo que había habido algunos heridos y muertos, pero en pequeño número; sin embargo, después tuve informes más amplios, mostrando, en su verdadera dimensión, lo que había sido aquello: de magnitud catastrófica.

Volví a lograr comunicación con el presidente. Entonces me dijo que, infortunadamente, se había podido comprobar que era bastante mayor el número víctimas.

Archivo fotográfico Francisco Xavier Clavigero, IBERO